Refiere al dolor, debilidad, entumecimiento u hormigueo en la pierna, causados por lesión o compresión del nervio ciático. Es  un síntoma de otro problema médico, pero no es una enfermedad por sí sola.