En muchos lugares del mundo, la Quiropraxia es elegida como la principal opción para el cuidado de la salud de deportistas, artistas y personas que suelen estar muy expuestos a grandes presiones físicas o emocionales. 
 
Esta práctica prioriza el cuidado de la columna como la clave de un organismo saludable, un hábito cotidiano y permanente que debe estar presente, incluso, desde el nacimiento.

Desde La Clinica de la Columna afirman que existen 10 razones básicas por las cuales la Quiropraxia es un camino de ida y de conocimiento de que la columna es la protagonista de la salud:

  1. Una columna correctamente alineada y sin subluxaciones vertebrales es fundamental para un estado generalizado de salud. 
  2. Cuando ocurren desalineaciones de las vértebras de la columna se producen subluxaciones vertebrales que interrumpen o disminuyen el flujo del impulso del sistema nervioso.
  3. El enfoque principal de la Quiropraxia está en la prevención y el cuidado de una columna como un hábito cotidiano y natural por lo que todo ser humano debe chequear su columna con regularidad desde su nacimiento. 
  4. La primera subluxación vertebral suele ocurrir en el momento del parto, ya sea que el nacimiento se produzca por parto normal o por cesárea. La gran presión que se ejerce sobre la columna cervical del bebé (aproximadamente 30 Kg.) provoca que la primera y segunda vértebra cervical), (Atlas y Axis) queden fuera de lugar y afecten el normal crecimiento y desarrollo del niño.
  5. Las subluxaciones pueden estar dormidas por años y luego se manifiestan en forma repentina. Por eso es vital que el cuidado quiropráctico sea permanente ya sea preventivo o correctivo.
  6. El sistema nervioso central (SNC) controla y coordina el funcionamiento de todo el cuerpo. Cuando hay alguna interferencia, se produce una disfunción en un órgano, tejido o célula lo que provoca diversos síntomas y afecciones. Suelen ser los más comunes el cansancio, dolores en general, mareos, vértigo y enfermedades, pero pueden manifestarse también en cualquier otra parte del cuerpo que habitualmente no se relacionaría con la correcta alineación de la columna.
  7. La Quiropraxia tiene un abordaje integral que busca armonizar el funcionamiento correcto del cuerpo, ya que si funciona al 100% de su potencial, podrá adaptarse al estrés y a los cambios. La propuesta es adoptar, también, buenos hábitos (beber agua, nutrición equilibrada, ejercicio, aire puro, etc.) que, sumadas, elevan aun más la capacidad de adaptación, potencian el bienestar general y propician una mejor calidad de vida.
  8. Las causas que producen las subluxaciones vertebrales son variadas, pero la más habitual el estrés. Para la Quiropraxia existen 3 tipos de estrés: químico, físico y emocional. El químico resulta de una mala alimentación, consumo de tabaco, alcohol, drogas, contaminación ambiental y otros factores del entorno. Generalmente produce una reacción no satisfactoria en el cuerpo lo que libera radicales libres, producto del envejecimiento temprano de las células y órganos. El estrés físico está directamente relacionado con las actividades diarias del cuerpo: largas horas frente a la computadora o al televisor, posturas incorrectas mientras se duerme, golpes, alta demanda de la capacidad corporal, accidentes y movimientos bruscos son algunos de los factores que pueden desencadenarlo. El estrés emocional, que afecta a casi el 95% de la población, es el producido por conflictos laborales, sociales, de pareja, etc. Diverso, universal y silencioso como sus pares, es el que más consecuencias ocasiona al no tener un factor determinante que lo manifieste en el organismo. 
  9. El cuerpo humano es una máquina perfecta y, como tal, tiene la capacidad innata de autoregenerarse y autoregularse. La Quiropraxia busca las causas de los síntomas en la desalineación de la columna y considera que, al corregir esa subluxación vertebral, el cuerpo sólo será capaz de su recuperación. 
  10. La clave para lograr y mantener un estado generalizado y saludable del organismo está en educar a la persona y hacerla consciente de que el cuidado quiropráctico es permanente, ya que las subluxaciones siempre van a ser un riesgo. Más información en La Clínica de la Columna