Tiene todas las funciones vitales de un ser humano: respira, parpadea, tiene pulso, ritmo cardíaco, sangra y hasta orina.

Muy real para ser un simulador de paciente humano, y único en Sudamérica, fue presentado por la Asociación de Anestesia, Analgesia y Reanimación de Buenos Aires (AAARBA).

Con un costo superior a los 500 mil dólares, el simulador tiene como objetivo que estudiantes y profesionales de la anestesiología puedan ver de forma real las respuestas humanas a las intervenciones terapéuticas, desde las más simples, hasta las más complejas.

Se trata de un muñeco del tamaño de un humano (de escala 1:1) que fue construido en Estados Unidos y cuenta con un software altamente sofisticado y muy versátil.

De alta fidelidad y diseñado específicamente para la formación en anestesia, cuidados críticos y respiratorios para pacientes pediátricos y adultos, el simulador fue instalado en un quirófano con todos los equipos necesarios.

El simulador, cuyas pupilas se agrandan o achican con la luz, es completamente automático y se diferencia de otros equipos por sus funciones avanzadas como el reconocimiento de fármacos y sus respuestas a ellos.

Otras ventajas:

  • Tiene genitales intercambiables.
  • Posee módulos de entrenamiento enfocados específicamente para capacitar diferentes especialidades. 
  • Funcionamiento en posición supina, lateral y prono.
  • Reproduce con exactitud las reacciones y eventuales problemas que se pueden presentar con un paciente real.
  • Se puede programar para que presente distintos escenarios.
  • La simulación puede ser observada on line por alumnos en cualquier parte del mundo.
  • Posee capacidad de grabación  audiovisual de cada simulación para su posterior discusión.
  • Puede repetirse el escenario cuantas veces se desee.
  • La simulación puede ser detenida y reiniciada por el operador.
  • El cuadro puede suspenderse en un punto determinado desde el cual, producto de un análisis, se pueden aplicar distintas alternativas de conducta médica.  

 “De esta manera hemos seguido el camino señalado por los fundadores de esta casa, que nos enseñaron a volcar todos nuestros esfuerzos en la capacitación permanente”, dijo al finalizar la presentación Carlos Carbajal, presidente de la AAARBA.

Desde sus inicios, la Asociación ha desarrollado una intensa actividad en las áreas de la investigación científica y de técnicas orientadas al control del dolor y la reanimación. También brinda formación gratuita a los graduados en medicina que eligen la especialidad.

Actualmente, más de 400 alumnos de la carrera de anestesia realizan sus prácticas con el simulador.